8 pensamientos en “El baile del pato

    1. Homo Minimus Autor de la entrada

      Gracias, Manuel, el comienzo es prometedor. Lo leeré pronto. Me gusta tanto la historia del maestro juguetero que te pido permiso para citarte.

      Responder
  1. Amparo

    Lo del baile del pato hace alusión a algún artículo anterior? Si no es así, tal vez alguien me lo podría explicar.

    Responder
    1. Homo Minimus Autor de la entrada

      Es una broma privada, Amparo. Digamos que he bailado una o diez veces ese baile para promover la mentalidad experimental y exorcizar mi sentido del ridículo.

      Responder
      1. Amparo

        Muchas gracias, Homo Minimus. Me imaginaba algo así pero prefería confirmarlo. Me recordó eso de “Trabaja como si no necesitaras dinero, ama como si nunca te hubieran herido y baila como si nadie te estuviera viendo”. Yo tengo aprobado el baile y pendientes los dos primeros; pero progresando, eso sí.

        Responder
  2. Pingback: Cien maneras de enganchar a los lectores de tu blog | Homo Mínimus

Si comentas recibirás treinta latigazos; si no comentas recibirás treinta latigazos.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s