Undécima misión curso de perseverancia:

Microevitaciones, el diablo está en los detalles

La oportunidad baila con los que ya están en la sala de baile.

~H. Jackson Brown

Te concentrarás en detectar  microaversiones, y el  impulso de evitar tareas. Una vez que las detectes, harás aquello que te  molesta, incómoda o te genera un cierto temor.

Todo el fenómeno de la procrastinación puede superarse si nos  acostumbramos a hacer lo que tenemos que hacer, nos guste o no, en  el momento en que hay que hacerlo.

3612374180_7bbdbbc44e_z

‘Procrastination’, por Amy en flickr: https://flic.kr/p/6vdmZs

La práctica de la regla de los dos minutos de David Allen en la quinta  semana te habrá servido para prepararte para este desafío. La práctica de la novena semana del curso de atención plena te habrá preparado para detectar los sentimientos de aversión que suelen acompañar a las actividades  que diferimos porque son incómodas.

Me estoy refiriendo a pequeñas evitaciones, a microevitaciones, a las que nos generan acciones que van unidas a una pequeña incomodidad:

  • Responder a un e-mail en el momento en el que lo leo y no diferir la acción solo porque no me apetece.
  • Meditar diez minutos. Meditar un minuto.
  • Escribir un comentario en un blog .
  • Usar las escaleras en vez del ascensor o las escaleras mecánicas en el metro o en un gran almacén.
  • Lavar los platos inmediatamente después de comer, sin postergar la acción.
  • Cepillarme los dientes, aunque no pase nada por no hacerlo un día.
  • Salir a dar un paseo, porque hoy no he andado nada.
  • Pedir un plato de verduras.
  • Etc.

Al igual que en el caso de la misión contra las microtentaciones, apúntate un punto  por cada vez que logras vencer una microevitación o evitación y actúas a pesar de la incomodidad.

10 pensamientos en “Undécima misión curso de perseverancia: Microevitaciones, el diablo está en los detalles

    1. Amparo

      Cuatro puntos. Un suspenso que me ha parecido una proeza. Tienes mucha razón, Herman, sólo habrá que practicar mucho para conseguir muchos puntos de forma automática.

      Responder
      1. Homo Minimus Autor de la entrada

        ¿Un suspenso? Míralo así: 10 en una semana es un sobresaliente. En el primer día llevas 4. Te quedan seis días y seis puntos para sobresaliente. Y un punto para el aprobado.

        Responder
  1. Homo Minimus Autor de la entrada

    Acabo de vencer una microaversión: estaba en el mcdonalds trabajando. Me queda media hora, tengo ganas de ir al baño, pienso “podría decir a alguien que me vigilara el portátil”. Pienso “puedo esperar”. Me doy cuenta de mi microaversión a pedir a alguien desconocido que me cuide el portátil. Me levanto, pido que me lo vigilen y llevo el portátil a la mesa de los vigilantes para mayor seguridad.
    Misión cumplida. Un punto.

    Responder
  2. Herman

    Undécima semana. Microevitaciones.

    Atraviesa la puerta y mata al dragón.

    Postergamos por ansiedad, porque creemos que no tenemos tiempo, porque parece difícil o desagradable, por flojera, y por muchas cosas más. Y más allá de la postergación está directamente la evitación por algún tipo de miedo o complejo más o menos irracional.

    La práctica empieza a dar sus frutos. Esta semana he hecho cosas que llevaban tiempo en la lista de tareas pendientes. He hecho muchas cosas sobre la marcha. Y he hecho cosas que sencillamente no hubiera hecho. Por ejemplo, algunas llamadas de teléfono.

    Intento tomarme la vida como un entrenamiento. El entrenamiento es por definición fácil y progresivo. Durante el entrenamiento se aceptan las pruebas y el fracaso, y esto quita carga emocional, frustración y culpa.

    Ahora intento pensar menos, leer menos, escribir menos, hablar menos y hacer más.

    Atraviesa la puerta y mata al dragón.

    Un abrazo a todos.

    Responder
  3. Pingback: Revisión undécima misión curso de perseverancia | Homo Minimus

  4. Pingback: La perseverancia y la fuerza de voluntad en Satori Time | Homo Minimus

  5. Pingback: El “flinch” | Homo Minimus

  6. Pingback: ¿El hábito que cambiará tu vida? | Homo Mínimus

Si comentas recibirás treinta latigazos; si no comentas recibirás treinta latigazos.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s