Reduzco la variedad de calcetines

Gato negro o  gato blanco, poco importa si caza ratones.

–Proverbio chino

Si tienes calcetines de varios modelos y colores, es probable que tengas dificultades emparejándolos después de lavar, o  encontrándolos en el cajón, si están revueltos.

Una solución sencilla es reducir el número de modelos y hacer que cada modelo tenga distinto color; así sólo tendrás que fijarte en el color o en el modelo para encontrar el par.

Mi solución particular consiste en tener sólo dos tipos de calcetines: para hacer deporte, blancos, todos del mismo modelo; para el resto de las funciones, negros, también de un solo modelo.

En los días fríos, podría echar de menos un tercer tipo: algunos calcetines más gruesos. Eso lo remedio fácilmente poniéndome un doble par de calcetines negros o bien calcetines de deporte blancos, que son más gruesos, debajo de los habituales calcetines negros.

11 pensamientos en “Reduzco la variedad de calcetines

  1. Luis José

    Yo estoy también en ello, mi objetivo es dejar únicamente calcetines negros de vestir y calcetines blancos de hacer deporte, igual que tú. Lo que pasa es que tengo otro tipo de calcetines tanto de mi época consumista como algunos pares que me han regalado. Los voy usando pero cuando los tiro porque están gastados, no los reemplazo.

    Con los calzoncillos pasa tres cuartos de lo mismo, mi objetivo es tener un solo tipo: slip negro fino y sin costuras, tanto para vestir como para hacer deporte. Voy usando los que no son así, pero cuando tiro alguno de mi época pre-minimalista, los reemplazo por unos como los que he dicho antes.

    Un saludo

    Responder
  2. homominimus Autor de la entrada

    Yo tengo muchos calcetines. Esperar a que estén gastados me llevaría algún tiempo, así que pienso entregarlos a la iglesia o algún centro donde recojan ropa usada.
    Es una buena idea lo de los calzoncillos también.
    Al final va a resultar que algún tipo de uniforme personal es lo más minimalista.

    Responder
    1. la_gata

      Pues si tienes muchos calcetines homominimus, te ha llevado un buen tiempo llegar a esa conclusión tan minimalista.

      Yo ya hace tiempo que mi ropa interior es de color negra o bisón, y no se me había ocurrido que eso pudiera ser motivo de reflexión en un blog…

      ¡Ojo!, dentro de poco tendremos al descubridor de la sopa de ajo por estos lares, invocando la creación de un plato minimalista 🙂

      Responder
  3. Pingback: Minimalismo robótico | Homo Minimus

Si comentas recibirás treinta latigazos; si no comentas recibirás treinta latigazos.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s