Almaceno todos mis archivos en línea

Cualquiera que trabaje con distintos ordenadores  y que tenga que manejar  distintas copias de un mismo trabajo sabe que mover archivos de un lugar  a otro, a la vez que llevas el control de las distintas versiones, es una complicación.  

Ni siquiera es necesario que manejes varios ordenadores: el mero hecho de mantener  copia de seguridad ya obliga a hacer copias periódicamente y  mantener  versiones distintas de los  mismos documentos .

Si a eso añades el cada vez más común  trabajo en grupo a través de Internet,  el problema crece. Esto es cada vez más corriente: grupos de trabajo virtuales, compartir  archivos que sufren modificaciones, revisiones por personas distintas de los que escriben, etc.

La solución tradicional es usar un pendrive que llevas siempre contigo del trabajo a  casa y de casa al trabajo,   o enviarte por correo electrónico esos archivos a ti mismo o a  las personas que los comparten;  y todo esto a la vez que haces  un seguimiento cuidadoso de las versiones.

Resulta entonces que  muchas veces   te encuentras en un soporte -ordenador, pendrive o archivo de correo electrónico- con trabajo  del que  dudas si tienes versiones más recientes y si están actualizadas con los últimos cambios. Un verdadero embrollo.

La herramienta de simplificación ya apareció hace tiempo; es una combinación de almacén virtual y servicio de sincronización de archivos:

  • En el  almacén virtual en la red puedes conservar  tus copias de seguridad  y disponer de ellas en cualquier lugar del mundo, si dispones de una conexión a Internet.
  • Estos archivos se sincronizan en línea con el ordenador u ordenadores donde trabajas habitualmente.  De esta manera te aseguras que están siempre actualizados a la última versión y te desentiendes de realizar más copias de seguridad, porque sabes que  están no sólo en tu ordenador, sino también en la red en el almacén virtual y con las últimas versiones: cada vez que conectas tu ordenador a la red, el almacén virtual sincroniza todo automáticamente.

De esta manera  puedes acceder a tu trabajo siempre que tengas una conexión a Internet y desde cualquier ordenador propio o ajeno. Si lo deseas, puedes incluso prescindir del ordenador propio. Esto es muy útil si viajas por el mundo con el mínimo equipaje  y quieres  librarte de llevar un portátil o notebook contigo. Además, algunos servicios como Dropbox mantienen en línea no sólo la última versión del documento, sino  las anteriores.

He decidido  hacer migrar mis archivos digitales a la red, concretamente a Dropbox (a propósito: me encanta la línea minimalista de la página inicial de Dropbox),  que proporciona almacenamiento gratuito hasta 5Gb. Con esto genero simplicidad en la gestión de mi trabajo, personal y en grupo,  y creo  paz mental, al no tener que preocuparme nunca más por las copias de seguridad  o las versiones no actualizadas.

Un pensamiento en “Almaceno todos mis archivos en línea

  1. Pingback: Simplicidad y complejidad por capas « Homo Minimus

Si comentas recibirás treinta latigazos; si no comentas recibirás treinta latigazos.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s